Lo hueles?

Lo hueles? Yo lo huelo. Bueno en realidad no. Más bien lo saboreo, así en el recuerdo. O quizá más en la expectación. Se me hace la boca agua, con ese amargo dulzor que el chocolate tiene. Ojalá volver a esos años, cuando sólo amenazaba con otra visita al dentista. Pero sobre todo, ojalá nadie... Leer más →

Mientras las luces juegan

Mientras las luces juegan, entre las sombras de los dedos tiembla el tiempo.   Tiempo que hace el cambio antes de que el cambio nos haga sentir el tiempo.   Metamorfosis de una historia; oruga olvidada en mariposa.   Recuerdos de lo q la luz iluminó son también fuerzas presentes en cada cuento  existente.   Opciones... Leer más →

Fugaz

Fugaz. Etéreo. No lo puedes atrapar; no lo puedes sentir. Sin embargo, ahí está. O estará o estuvo, porque va y vuelve y se pierde y se esconde y te aplasta y se esfuma. Y desaparece una vez más, entre miles de historias cruzadas.   @alba.agc Imagen: Ídem

¿Qué raro eres, no?

¿Qué raro eres, no? Con todos estos tics y manías. ¿Qué rara soy, no? Con todas estas locuras y poesías. ¿Qué raros ellos, no? Haciendo ruido por las calles, sin importarles los detalles. ¿Qué raros todos, no?   Unos por reír y otros por llorar.   Unos por mucho y otros por muy poco.  ... Leer más →

¿Hacia dónde?

Ay, que sí. Ay, que no. Ay, que no lo sé.   Seguir el frenesí; no quedarse en un rincón. ¿Hacia dónde coger?   Sea tren de pensamiento o de vida y movimiento, ahora incluso me pierdo entre las vías de los cuerdos.   Siquiera una pista en su mirar; o en mi forma de... Leer más →

Un nuevo horizonte

Como cuando estás bajo el agua y abres los ojos y solo ves luces de colores. Y luego, cuando sales, tienes que parpadear para poder otra vez enfocar.   Como esos borrones brillantes, antes tan claros, ahora tan raros, se sienten estos instantes. Como si esas figuras coloridas, antes tan nítidas, ahora pudiesen ser seres... Leer más →

Érase una vez una historia

Érase una vez una historia; cuando, en tiempos antiguos, luchaban por la eterna gloria héroes de capa y espada.   Érase una vez una historia; donde reinas astutas y de elegante porte no se quedaban en la corte, sino que batallaban y a sus ejércitos guiaban a la victoria absoluta. Nobles causas enfrentaban a poderosos... Leer más →

Pequeñas punzadas

Pequeñas punzadas, que no duelen sino abrazan, de esos restos partidos y arrastrados por las olas.   Caricias repentinas, frías pero vivas, contra el calor impasible de un sol de verano.   Sentir en la piel el suave paisaje, con sus curvas y precipicios; con sus fuerzas y estallidos. Sentir en el alma un reflejo... Leer más →

Hoy no estoy poética

Hoy no estoy poética.  Hoy a mi narcisista corazón solo llega sangre de la normalucha, no de esa llena de mariposas.  Hoy mis neuronas hacen transmisiones nerviosas, pero no están inquietas.  Si hoy busco mi reflejo en un espejo, solo veo un rostro cualquiera. Poco más de metro cincuenta, todo instantes que a menudo no... Leer más →

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑